Plántale cara al hambre: Siembra - #ManosUnidasSiembra

Despilfarro de alimentos, cambio climático y #ManosUnidasSiembra en los medios

Viernes, 19 febrero, 2016

La periodista Natalia Lázaro, que ha sido voluntaria de Manos Unidas en Barcelona y que viajó con nosotros hace unos meses a París para participar en los eventos celebrados junto a CIDSE con motivo de la COP21 (Conferencia sobre Cambio Climático ONU), acaba de publicar un interesante reportaje en Planeta Futuro (El País). Te invitamos a leer el reportaje publicado, en el que encontrarás declaraciones, entre otros, de nuestro coordinador de campañas, Marco Gordillo.

Tras el lucro del despilfarro.

El actual sistema de compra y venta de alimentos pone en riesgo los derechos de las personas más vulnerables y al planeta, según los expertos, que abogan por el consumo local”

“El primer día que fui a recoger un encargo para donar, el distribuidor me dio mil kilos de patatas y aluciné. ¡Mil kilos! Que se dice rápido, pero no cabían ni en la furgoneta”, espeta Barri aún con cara de asombro, mientras conduce su furgón con otros casi 700 kilogramos de tomates dispuestos en la parte de atrás.

Hace dos años Óscar Agúndez, de 43, y de Barcelona (lo de Barri viene de niño por su admiración por el grupo musical Barricada), se unió a la lucha contra el despilfarro de alimentos. Rockero de corazón y ex carpintero de profesión, entró en una fuerte depresión al quedarse en el paro durante tres años. Esta fase amainó cuando se incorporó en la empresa social Espigoladors, que opera en Cataluña para combatir el desaprovechamiento de frutas y verduras que se descartan, ya sea por un descenso en las ventas o por cuestiones estéticas. Una propuesta local a un problema global organizada alrededor de la recogida de excedentes directamente en campos y empresas, la donación a entidades sociales y la transformación de productos frescos en mermeladas que posteriormente se comercializán. Pero la sorpresa de Barri no fue nada más que un acercamiento sin intermediarios a la realidad.

Foto de Natalia Lázaro

En España se desperdician anualmente ocho millones de toneladas de alimentos; en Europa, un 60% del despilfarro que se realiza en los hogares sería evitable, según la Comisión Europea. Resulta muy cómodo ir a comprar a los grandes supermercados porque encontramos productos de temporada durante todo el año, a buenos precios y cerca de casa. Pero, con ello, “promovemos un modelo menos sostenible y saludable que concentra, desperdicia y promueve el consumo de productos cada vez más industrializados que escapan nuestra capacidad de decisión”, explica Marco Gordillo, coordinador de campañas de Manos Unidas. Esta organización identifica el despilfarro alimentario como una de las grandes problemáticas para combatir el hambre en el mundo. Así lo subraya en su campaña Trienio de lucha contra el hambre que han lanzado este 2016. Tener acceso a productos económicos nos hace sentir beneficiarios pero, como apunta Gordillo, “es importante tomar conciencia de que con este sistema de producción y distribución de alimentos también somos víctimas y cómplices. Hemos sido capaces de aumentar la producción pero no de distribuir los alimentos equitativamente alrededor del mundo”.

CONTINÚA LEYENDO EL REPORTAJE haciendo click aquí

 

Y no te pierdas la estupenda GALERÍA DE FOTOS realizada por Natalia Lázaro

Comparte: