Niña sentada en la puerta de su casa

Misa de la Jornada Nacional de Manos Unidas en la Catedral de la Almudena de Madrid

Domingo, 8 febrero, 2009

Noticias Manos Unidas - En la Catedral de la Almudena de Madrid - Misa de la Jornada Nacional de Manos Unidas

NOTICIAS 9 de febrero 2009

En la Catedral de la Almudena de Madrid

Misa de la Jornada Nacional de Manos Unidas

El pasado domingo, 8 de febrero, y coincidiendo con la Jornada Nacional de Manos Unidas, la catedral de Santa María la Real de la Almudena de Madrid fue el lugar elegido para celebrar la Eucaristía que, como cada año, preside el Cardenal Arzobispo de Madrid, y presidente de la Conferencia Episcopal, don Antonio María Rouco Varela. En esta ocasión, además, la celebración se revestía de un carácter especial, puesto que nuestra organización lanza en 2009 su Campaña 50. Cientos de personas, trabajadores, colaboradores, amigos y afectos a la organización, llenaron la Catedral y apoyaron, con su presencia, a Manos Unidas.

El cardenal Rouco Varela inició su homilía dando gracias al Señor por el comienzo de esta obra, que ha sido y es un testimonio de la acción caritativa de Dios en el mundo, y recordó que “muchas lágrimas habían sido enjuagadas con las manos de Manos Unidas”. “La fuente de donde nace la fuerza y la caridad de Cristo –recordó a los presentes y a cuantos seguían la misa por radio y televisión-, es el misterio de la Cruz y la Eucaristía, y de nada servirá la acción de Manos Unidas si todos los que la forman no acuden a la Eucaristía para renovar el sacrificio de Cristo”.
El cardenal finalizó su intervención dando gracias a Dios por “50 años de gracia recogida del amor de Cristo”, y pidió a la Virgen de la Almudena su ayuda para seguir viviendo de ese amor.

La Presidenta de Manos Unidas, Begoña de Burgos, se dirigió a los presentes al comienzo de la Misa, y en sus breves palabras recordó el inicio de la institución y la celebración de las 50 campañas como “muestra de nuestra historia samaritana junto a los más pobres y desheredados del mundo”. “Jesucristo manifestó siempre su preferencia por los más pobres. Dejémonos llenar de Su amor”, dijo para concluir.

La Misa, en la que concelebraron el obispo consiliario de Manos Unidas y numerosos sacerdotes, fue retransmitida por Televisión Española dentro de la programación religiosa de “El Día del Señor”, que también incluyó la previa emisión del video institucional de la organización, y el programa rodado por el equipo de “Pueblo de Dios” en Malí, recogiendo los proyectos de Manos Unidas en el país africano.

ALGUNAS IMÁGENES DE LA CELEBRACIÓN

© Manos Unidas 2004

Comparte: