EMERGENCIA EN FILIPINAS

Ni los peores augurios podían presagiar la brutalidad con la que el tifón Haiyan iba a impactar en Filipinas. Haiyan ha dejado tras de sí un rastro de muerte y destrucción.

Las víctimas mortales podrían superar los 10.000 mientras que los daños materiales son incalculables.

En Manos Unidas estamos muy pendientes de la información que nos envían nuestros socios locales, para ver cuáles son las necesidades más urgentes y las acciones a tomar, con el fin de ayudar a paliar los terribles daños causados por las lluvias torrenciales y los vientos huracanados, y contribuir a la reconstrucción del país.

Suscríbete a la newsletter

Informarse es el primer paso para actuar.

Suscríbete