AÑO 2017 - INDIA / Chhattisgarh - India Central Equipamiento para hospital

RESUMEN DEL PROYECTO

El Centro de salud Assisi Shanti Hospital se ubica en Narayampur, pueblo situado en una de las zonas más pobres y atrasadas del estado indio de Chhattisgarh, en el Centro de la India. Toda la población es tribal y perteneciente a las castas más bajas, viviendo por debajo del umbral de la pobreza, dedicados a la agricultura de subsistencia. El grupo terrorista de los naxalitas, de tendencia maoísta, es particularmente activo en la zona y dificulta todavía más los desplazamientos de las personas porque uno de sus métodos de lucha es boicotear el sistema de transporte, ya de por sí escaso en la zona.

La situación de la mujer es especialmente grave por la situación de marginación en la que se encuentra y por su escasa formación, lo que incide directamente en las altas tasas de mortandad infantil y en su vulnerabilidad ante enfermedades como la malaria o la tuberculosis. Las hermanas de la Congregación Assisi Sisters of Mary Immaculate llevan 30 años regentando el hospital y realizando también campamentos médicos en 26 aldeas menores para tratamientos ambulatorios y encuentros sobre temas de prevención sanitaria. El centro atiende anualmente a unos 16.500 pacientes, de los cuales 13.000 son mujeres embarazadas. Hay un pequeño hospital gubernamental en la zona pero apenas tiene servicios de emergencias. El hospital de referencia más cercano está situado a 50 Km. Los pacientes tienen cartillas sanitarias por las que reciben la atención casi gratis después de un pago inicial de 0,70 Euros. También reciben 1,5 Euros para gastos de transporte en algunos casos. En el centro Assisi Shanti tienen servicios de análisis clínicos, rayos X, ecógrafo y sala de operaciones para pequeñas intervenciones quirúrgicas. Una hermana doctora especializada en medicina rural (cirugía general, ginecología, ortopedia y anestesia) se ha incorporado recientemente a los nueve trabajadores sanitarios del centro y los tres ayudantes. En el último año y medio, se ha mejorado y ampliado los servicios de salud materno-infantil y partos.

Una vez terminada la obra de ampliación del hospital -en la que hemos colaborado y ante la buena impresión del trabajo que realizan- solicitan ayuda a Manos Unidas para la compra de equipo médico -2 monitores, ecocardiógrafo máquina para ecografías, anestesia, 10 camas ordinarias y 3 con barrera y ruedas, motor para tanque y pozo.

De todas las mujeres que acuden al hospital unas 5.000 se beneficiarán de los cuidados que se podrán proveer con los nuevos equipos. De esta manera, el hospital dispondrá de los medios materiales necesarios para dispensar una atención digna y adecuada a la población local.

La contribución local será la compra del motor y el tanque para agua lo que representa el 11,5% del coste total. Los beneficiarios directos serán las 16.500 personas que acuden al hospital.

 

Para que Manos Unidas pueda llevar a cabo proyectos como este.

Dona

También te puede interesar

Suscríbete a la newsletter

Informarse es el primer paso para actuar.

Suscríbete