Prevención de la radicalización violenta de jóvenes. Fase III

Manos Unidas y la Asociación ATIL trabajan desde 2017 en la prevención de la radicalización violenta de jóvenes en barrios vulnerables de la ciudad de Tetuán, con el desarrollo de programas socioeducativos en centros públicos de educación secundaria.

Aula secundaria en Tetuán. Marruecos. Foto: Manos Unidas

El presente proyecto constituye una tercera fase de un proceso de prevención de la radicalización violenta de jóvenes en barrios vulnerables de la ciudad de Tetuán, Marruecos.

En las fases anteriores se ha diseñado un modelo de prevención de la radicalización a través del desarrollo de programas socioeducativos, con la capacitación, sensibilización e implicación del conjunto de la comunidad socioeducativa, que se ha implementado en tres centros públicos de enseñanza secundaria en el barrio de Coelma.

En esta tercera fase del proceso, se aplica el modelo puesto en marcha en la fase anterior al barrio de Taboula-Nakata, de características similares en cuanto a antecedentes de radicalismo y vulnerabilidad social.

Para ello, Manos Unidas y la Asociación ATIL llevan a cabo un diagnóstico y un plan de acción para afrontar esta problemática en tres centros públicos de educación secundaria de dicho barrio, con el uso de las herramientas y aprendizajes de las fases anteriores; capacitación, sensibilización e implicación del conjunto de la comunidad socioeducativa

El plan se realiza desde:

  • La Academia Regional de Educación y Formación en la región Tánger-Tetuán-Alhucemas (AREF) 

  • Los profesores/as, AMPAs, alumnos/as
  • Los consejos, y organizaciones socioeducativas que desarrollan proyectos de intervención social en la zona

MAR74391 TETUÁN MARRUECOS. Foto: Manos UnidasDe manera complementaria, en los dos barrios de intervención, Coelma y Taboula-Nakata, se pone en marcha un proceso de empoderamiento de los/las jóvenes, a través de:

  • El diagnóstico sobre su participación en las escuelas y en sus comunidades
  • La capacitación de líderes/as
  • El fortalecimiento de las estructuras de participación del alumnado en las escuelas
  • Y la puesta en marcha de iniciativas socioeducativas gestionadas por ellos mismos, reforzando así su capacidad de incidencia en la escuela y respecto al resto de actores de la comunidad socioeducativa y en sus propias comunidades, con el ejercicio de sus derechos y liderando un proceso de transformación como agentes de cambio.

Los organismos cofinanciadores de esta tercera fase son el Fons Menorquí de Cooperació, el Ajuntament de Barcelona y el Ayuntamiento de Cádiz

Los beneficiarios indirectos son:

  • 60 miembros de las familias del alumnado (30% hombres)

  • 30 formadores: educadores de organizaciones sociales comunitarias y profesoras/as de los centros públicos (50% mujeres)

Los beneficiarios directos del proyecto son 350 alumnos/as (al menos 50% mujeres) de los 6 centros públicos de enseñanza secundaria de los barrios periféricos de Tabloula-Nakata y Coelma

 

 

Para que Manos Unidas pueda llevar a cabo proyectos como este.

Dona

También te puede interesar

Suscríbete a la newsletter

Informarse es el primer paso para actuar.

Suscríbete