PROYECTO 2021-2022

Niños y Niñas libres de violencia en las comunidades indígenas de Satipo-Junin

La situación de la infancia y adolescencia en las zonas rurales del Perú, pero sobre todo en las zonas indígenas amazónicas es compleja. Desde que comenzó la pandemia han aumentado los casos de violencia física y sexual hacia esta población, así como los casos de embarazo precoz. La zona de intervención se caracteriza por tener comunidades con un 90% de población indígena amazónica de las etnias Asháninka y Nomatsiguengas y un 10% de colonos provenientes de la sierra. Satipo pertenece a la selva central y es una zona considerada "zona roja" del narcotráfico, donde aún se asesinan y  persiguen a personas y líderes que denuncian estas actividades ilegales. La principal actividad económica de la población es la agricultura a pequeña escala. Producen café, cacao y plátano en sus parcelas. Durante la pandemia los precios bajaron y no podían vender su producción; en la actualidad se va reestableciendo el flujo, pero aún en pequeña escala. Hay niñas y adolescentes provenientes de estas comunidades indígenas en situación de pobreza y desamparo que llegan a Pangoa, Río Negro y Satipo en busca de oportunidades laborales y fácilmente son captadas en la prostitución y trata. Muchas terminan contagiadas de enfermedades de trasmisión sexual, así como VIH. El socio local, Caritas Selva Central es una Institución del Vicariato Apostólico de San Ramón inspirada en los principios éticos y valores cristianos. Su trabajo se basa en la formación integral de las personas para que sean capaces de asumir un liderazgo cristiano al servicio de las comunidades, donde los pobres y excluidos sean los protagonistas de su propio desarrollo. El proyecto tiene el propósito de disminuir la violencia física, psicológica, sexual, el abandono emocional y material de niños y niñas que asisten a las Instituciones Educativas Rurales de las Comunidades Indígenas de Cubantía, Mazaronquiari en Pangoa y Aoti, Puerto Ocopa en Río Tambo en la Selva peruana de Satipo. Así mismo busca disminuir la incidencia de embarazo en niñas menores de 14 años de la Comunidad Nativa de Aoti, comunidad a nivel de la provincia de Satipo con mayores índices de embarazo precoz. Para ello se trabajará con la familia y el profesorado, quienes serán fortalecidos en sus capacidades y  competencias socioemocionales y afectivas. Los resultados se lograrán a través de la difusión, sensibilización, capacitación, consejería, acompañamiento y monitoreo a los y las beneficiarias. Se realizarán alianzas estratégicas y convenios con instituciones preocupadas por estos temas y se fortalecerá la Instancia Distrital de Concertación del Distrito de Pangoa y Distrito de Río Tambo para la Prevención, Sanción y Erradicación de la Violencia contra la Mujer y los Integrantes del Grupo Familiar. Se llevarán a cabo acciones como: Talleres de capacitación a padres y madres o tutores en métodos de disciplina libre de violencia en sus familias; Reuniones de orientación psicológica a familias que viven en constante violencia; Talleres a estudiantes de 4 Instituciones para la gestión de la Convivencia Positiva en la Escuela, en el Hogar y en la Comunidad; Formación en prevención del embarazo precoz en adolescentes de educación secundaria; Implementación de espacio de escucha y orientación psicológica para niños, niñas, padres/madres o tutores; Capacitación a profesores de 4 Instituciones en Efectos Negativos que ocasionan el maltrato y la violencia en niños y niñas; Sensibilización e incidencia a 60 autoridades, funcionarios de instituciones públicos y privados; Fortalecimiento de la instancia de concertación de Pangoa y Rio Tambo; Campañas informativas y comunicativas para prevenir las consecuencias negativas del maltrato y abandono a hijos e hijas, así como la Prevención de la Violencia familiar. La  población beneficiaria será de 1.852 personas entre estudiantes, padres y madres de familia, profesores y autoridades. Manos Unidas contribuye con el 87% del presupuesto en las partidas de identificación, equipos, personal, servicios y viajes. El aporte local será del 13% del presupuesto. Contribuye al ODS (Objetivo de Desarrollo Sostenible) 16: Paz, Justicia e Instituciones sólidas.

Para que Manos Unidas pueda llevar a cabo proyectos como este.

Dona

También te puede interesar

Suscríbete a la newsletter

Informarse es el primer paso para actuar.

Suscríbete