Cincuenta años después, seguimos en guerra contra el hambre

...n guerra contra el hambre Las palabras de Julián del Olmo, director del programa de TVE “Pueblo de Dios”, arrancaron un aplauso de las cerca de 700 personas que llenaban el salón de la Mutua madrileña, en el acto de presentación de la campaña de Manos Unidas, el martes 3 de febrero. El clima, lluvioso y desapacible, no desanimó a los soci...

Noticias Manos Unidas - Cincuenta años después, seguimos en guerra contra el hambre

NOTICIAS 4 de febrero de 2009

50 campañas de Manos Unidas

Cincuenta años después, seguimos en guerra contra el hambre

Las palabras de Julián del Olmo, director del programa de TVE “Pueblo de Dios”, arrancaron un aplauso de las cerca de 700 personas que llenaban el salón de la Mutua madrileña, en el acto de presentación de la campaña de Manos Unidas, el martes 3 de febrero.

El clima, lluvioso y desapacible, no desanimó a los socios, colaboradores y amigos de la organización que quisieron acercarse a celebrar que, cincuenta años atrás, un grupo de mujeres de a Acción Católica decidió, tras hacer suyo un llamamiento de la UMOFC (Unión Mundial de Organizaciones Femeninas Católicas), declarar una guerra sin cuartel al hambre en el mundo.

Del Olmo tuvo un recuerdo para todas las presidentas de la organización que durante estos cincuenta años “han colaborado por que haya en este mundo un poquito más de dignidad, de esperanza y, sobre todo, de vida”.

Tras recordar que en este medio siglo Manos Unidas ha financiado más de 28.000 proyectos allí donde se necesitaban, y que con ellos se ha mejorado la vida de más de quinientos millones de personas, el director de “Pueblo de Dios”, dio paso a la presidenta de Manos Unidas.

  • Begoña de Burgos: “Quiero resaltar y agradecer la fidelidad y generosidad de tantas personas que nos apoyan año tras año”

Tras saludar a los asistentes, y agradecer su presencia en el acto, la presidenta de Manos Unidas señaló que la campaña “Combatir el hambre, proyecto de todos”, trabajará “de manera continuada y con una fe sin límites” en la consecución del primero de los Objetivos de Desarrollo del Milenio: “Erradicar la pobreza extrema y el hambre”, en un mundo en el que casi 1.000 millones de personas padecen hambre crónica y 1.400 millones carecen de medios para hacer frente a las necesidades más básicas.

En 2009, en Manos Unidas vamos a reclamar que el logro de los Objetivos de Desarrollo del Milenio sean una prioridad para las sociedades económicamente más avanzadas y un reto tendente a cambiar estilos de vida, porque, señaló, “si todos tenemos voluntad de hacerlo, y dedicamos todo nuestro esfuerzo a conseguirlo, podremos ganar la batalla al hambre”. (Ver discurso completo en documento adjunto).

Ingresos de 2008

Además, la presidenta de Manos Unidas ofreció un avance de los resultados económicos provisionales del año 2008 (pendientes de Auditoria y de su aprobación por parte de la Asamblea General de Manos Unidas), que situaron los ingresos de la organización en 53,6 millones de euros.

Begoña de Burgos agradeció a los socios y colaboradores de Manos Unidas su fidelidad a pesar del “difícil entorno económico”. “Quiero resaltar y agradecer la fidelidad y generosidad de tantas personas que nos apoyan año tras año”, dijo, porque “todos, y entre todos, hacemos y forjamos Manos Unidas”.

Después, Julián del Olmo deseó que esta campaña toque tanto los corazones y las mentes –“porque esta guerra hay que ganarla también de cabeza” – como los bolsillos, y dio paso a Maria Giovanna Ruggieri, representante en la FAO de la UMOFC y vicepresidenta para Europa de dicha organización, quien señaló la relación directa de Manos Unidas con la UMOFC y el papel esencial que, desde hace muchos años, cumple la mujer en el compromiso de la lucha contra el hambre y la pobreza en el mundo.

  • Giovanna Ruggieri: “La disminución de personas hambrientas en el mundo produciría un ventaja económica de 120 millones de dólares al año”.

Ruggieri dio a conocer, también, algunas de las cifras que maneja la FAO y que requieren de compromisos por la educación, el respeto a los derechos humanos y la lucha contra la violencia hacia las mujeres como el que han asumido las 90 organizaciones de todos los continentes miembros de la UMOFC.


  • 26 millones de niños mueren cada año por hambre, enfermedades y guerra.

  • En el mundo hay 127 países, con Europa a la cabeza, implicados en distintos tipos de trata, para la explotación sexual, para el trabajo forzado o ilegal, para el mercado de órganos humanos y para el mercado de niños mendigos.

  • 165 millones de niños entre los 5 y los 14 años son usados como “pequeños esclavos”.

La disminución significativa del número de hambrientos, señaló la representante de la UMOFC ante la FAO, “produciría una ventaja económica de cerca de 120 millones de dólares cada año, porque las personas “liberadas de la cadena del hambre podrían tener una vida más larga y productiva”. (Ver discurso completo en documento adjunto).


  • Nieves Crespo: “es posible cambiar realidades concretas de personas concretas y darles motivos para la esperanza”.

Tras ella, y en medio de un silencio abrumador, Nieves Crespo, misionera salesiana afincada en Zway (Etiopia) desde junio de 2002, relató, con nombres y ejemplos del día a día, (“sencillamente, hoy, dijo, quiero tratar de poner voz a nuestros pobres”) las consecuencias de las hambrunas que cíclicamente padece Etiopía y que este año se ha agravado considerablemente porque con la subida de los precios de los alimentos básicos “personas que hace un par de años comían… ahora NO comen”.

Pero, según esta salesiana, no se puede perder la esperanza ni tirar la toalla, porque siempre se producen milagros de “vidas salvadas”. Yo no tengo capacidad de cambiar el mundo, ni siquiera de cambiar la vida de mi comunidad, aseguró, pero “si es posible cambiar realidades concretas de personas concretas y darles motivos para la esperanza”.

“Sólo tratando de ofrecer lo mejor a los más pobres podemos cambiar su realidad concreta e invitarles a soñar con un futuro diferente”. (Ver discurso completo en documento adjunto).

Tras la intervención de Nieves, Julián del Olmo dio paso a la actuación del coro “Villa de las Rozas” que, dirigido por Mª Ángeles García Serrano, interpretó un repertorio de conocidas canciones de musicales de Brodway, que arrancaron las palmas de los asistentes.

Como broche del acto, Julián del Olmo pidió a los asistentes que unieran sus manos para recitar el poema “Cincuenta años con Manos Unidas”, escrito con motivo del cumpleaños. (Ver el poema completo).

© Manos Unidas 2004

También te puede interesar

Transparencia y buen gobierno

Conoce nuestras memorias y buenas prácticas.

Infórmate

Suscríbete a la newsletter

Informarse es el primer paso para actuar.

Suscríbete