El corazón de Haití, con nombre y apellidos - Pipo y familia

...o pequeños se desperdigan por tantos lugares de Haití, han descendido del millón y medio a 800.000 mil, pero en las ciudades más grandes, sobre todo en Puerto Príncipe, se encuentran a cada paso.En el campo todo tiene otro aspecto…La comunidad Lavial está a unos 180 kilómetros de Puerto Príncipe. Ocupa una zona montañosa y verde en la qu...

Noticias Manos Unidas - Haití - Pipo y familia

NOTICIAS 11 de marzo de 2011

Pipo y familia

Dicen que un año después del terremoto el número de tiendas de campaña, que en campamentos grandes o pequeños se desperdigan por tantos lugares de Haití, han descendido del millón y medio a 800.000 mil, pero en las ciudades más grandes, sobre todo en Puerto Príncipe, se encuentran a cada paso.

En el campo todo tiene otro aspecto…

La comunidad Lavial está a unos 180 kilómetros de Puerto Príncipe. Ocupa una zona montañosa y verde en la que el terremoto también ha dejado bien visible su rastro amargo. Aquí es donde una organización local, OJUCAH, ha puesto en marcha un proyecto de construcción de casas de madera prefabricadas. Podemos verlas dispersas y casi escondidas entre los árboles frondosos. En ellas, algunas familias intentan comenzar de nuevo y olvidar.

Payen Dorie es una de las personas con toda una vida por delante. Una vida que por ahora, se desarrolla en una de las casas que ha levantado OJUCAH con apoyo de Manos Unidas. Payen Dorie tiene 10 años y es tímida y callada. Cuesta sacarle las palabras, aunque no pone reparos para contar que le gusta estudiar, que tarda media hora de infinita cuesta en ir al colegio y que quiere ser monja. Alrededor de Payen, revolotea su primo Pipo. Al principio sus trencitas rubias nos confunden. Pipo es niño y es todo es todo lo contrario que su prima: trastea incansable con todo el que se le pone por delante. Pipo es vida en estado puro.

Pero en esa casa, el alma es la abuela. Ella se ocupa de toda la familia: de su hijo y padre de Payen, de su sobrino con su hijo Pipo… No se queja, no debe quejarse, al menos ellos tiene una techo bajo el que cobijarse y están vivos. Ahora, el esfuerzo debe venir de ellos. Seguro que hay un cambio, seguro; porque el mundo ha vuelto sus ojos hacia ellos. Quizá ella no lo vea, pero para Payen Dorie y para Pipo, la vida será distinta. Seguro.

© Manos Unidas 2011

También te puede interesar

  • El bloqueo de Haití afecta a nuestros proyectos Foto ZDigital-EFE/Estailove ST-VAL
    Jueves, 21 Febrero, 2019
    Haití se paraliza. La actual crisis sociopolítica que vive el país desde hace unos meses afecta a todas actividades económicas, comerciales,...
  • Afectados por el último terremoto de Haití. Captura de vídeo publicado en CNN Español
    Viernes, 4 Enero, 2019
    Manos Unidas no quiere comenzar este año 2019 sin recordar a uno de los países más pobres del planeta: Haití. Allí, después de los últimos terremotos...
  • Agua potable en Haití, con apoyo de SabadellUrquijo Banca Privada_ Foto:Sabadell
    Miércoles, 3 Octubre, 2018
    El proyecto de dotación de agua potable en Isla Tortuga (Haití), con el que colabora Manos Unidas, fue seleccionado para recibir de parte de las...
  • Haití - Una frontera de injusticia - Foto María Ángeles Muñoz
    Miércoles, 1 Agosto, 2018
    Haití y República Dominicana comparten la Isla de la Española a lo largo de 380 kilómetros de frontera. Una frontera porosa y transitada, pero...

Suscríbete a la newsletter

Informarse es el primer paso para actuar.

Suscríbete